Saltar al contenido →

El Pixel 4a no emociona por muy buenas fotos que haga

El 3 de agosto Google presentó oficialmente el nuevo Pixel 4a, un smartphone que se quiere vender como una opción para los amantes de los smartphones pequeños y una buena cámara. La idea no es mala, pero la verdad es que estamos ante un smartphone de gama media que llega con lo justo y con grandes fallos como la falta de una sensor secundario.

La gama A de los Pixel son los típicos smartphones con buena calidad-precio que todas las marcas tienen en su catálogo. Para que te hagas una idea, este smartphone lucharía contra otros modelos como el iPhone SE, el Oneplus Nord, el Poco F2 Pro o el Realme X50. Hay otros modelos y otras marcas, pero estos son los más conocidos y contra algunos de los que va a tener que luchar el Pixel 4a. Pero para ser realista, este Pixel 4a mira directamente al iPhone SE, su mayor rival en el país que realmente importa a Google, Estados Unidos.

Pequeño, fotones y software actualizado

Los elementos clave de este Pixel 4a son tres: su pequeño tamaño, su calidad fotográfica y el software. Fuera de estos dos puntos estamos ante un smartphone mediocre que tiene mucho que mejorar para futuras versiones, especialmente a la hora de ofrecer mayor ‘modernidad’ en sus actualizaciones.

  • El tamaño es el aspecto más clave que destacarán todos los medios. Es uno de los pocos smartphones que bajan de las 6 pulgadas de pantalla en este 2020. Sus 5´8 pulgadas de pantalla y los poco más de 14 cm de alto lo convierten en un smartphone que recuerda por su tamaño a los que teníamos hace un par de años, esos smartphone que cabían sin problemas en el bolsillo y que se pueda usar a una mano.
  • La calidad fotográfica es sencilla de explicar, es la misma cámara que el Pixel 4, tenemos un sensor de gama alta, estabilizado ópticamente y con el mejor procesado de imagen que hay en la actualidad, el procesado de Google. Ahora bien, también es cierto que vivimos en la era GCAM, una app que es compatible con gran cantidad de smartphones Android que nos permite tener esa misma calidad fotográfica o muy similar.
  • El software es para mí la gran clave. Android es desarrollado por Google y que este sea un smartphone de Google hace que tengamos un smartphone que se actualice al instante y de forma asegurada, algo que sólo vemos con los iPhone y de lo que todos nos quejamos en el resto de marcas.

Más simple que el mecanismo de un botijo

Pero más allá de estos puntos clave estamos ante un Pixel 4a que ofrece muchas lagunas que van a estropear la experiencia del usuario. El principal fallo es que su cámara es muy buena pero viene con una sola lente. Esto el año pasado en el Pixel 3a valía porque los sensores múltiples no estaban del todo establecidos en el mercado, pero en 2020 ya todos tienen como mínimo un sensor normal y un gran angular, algo que hará que el que se compre este Pixel 4a eche en falta ese sensor secundario en algunas ocasiones.

Puedes pensar que ese gran angular se usa poco y que prefieres tener una sola cámara muy buena. Muy bien, es una opinión, pero como te he comentado arriba, estamos en el mundo GCAM y a la mayoría de los rivales que te he comentado al principio se le puede instalar y tener una calidad de imagen similar y encima el extra de ese gran angular.

La batería es otro punto que despiertas muchas dudas. Este 2020 los números de las baterías han crecido exponencialmente a cifras que permiten sobrevivir al día. En esta ocasión Google peca de rácana al no subir la batería más allá de los 3110 mAh, un tamaño de batería acorde con el tamaño del dispositivo y que permite cargar muy rápido su batería, pero que no nos permitirá jornadas maratonianas sin tener un enchufe cerca.

Por el resto, estamos ante un smartphone que no destaca demasiado:

  • Pantalla Full HD+
  • Agujero en pantalla
  • Sin alta tasa de refresco
  • Sin carga inalámbrica
  • Carga rápida de 18w (lo normal empieza a ser de 30w)
  • Sin resistencia al agua
  • Construcción de plástico
  • Sensor de huellas trasero
  • Doble altavoz
  • Jack de auriculares
  • NFC

Pues eso, por 389€ Google quiere que te compres un móvil pequeño, simple y con una sola cámara trasera que te hará las mejores fotos en un smartphone en la actualidad pero poco más. La pena es que la marca Pixel no es muy popular entre la gente, al menos en España, y ofrecer tan poco por ese precio viendo lo que ofrece la competencia parece un suicidio.

Realmente, si hubiera integrado ese sensor gran angular y algo más de batería sería ese móvil esencial con el que Google quiere vendernos este Pixel 4a, pero por desgracia no los integra y eso es un handicap a tener en cuenta.

Publicado en Presentaciones

Comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: